Capitán se suicida en motel de Manoguayabo por “impotencia”

4b999-disfuncion-erectilEl capitán le dijo a la mujer con quien compartía el motel que su suegra le había “echado una brujería”

La Policía Nacional informó que investiga las circunstancias en que un capitán del Ejército murió la noche de este miércoles en una cabaña de Manoguayabo, Santo Domingo Oeste, mientras estaba acompañado de una mujer de 35 años.

El capitán del Ejército, identificado como Nelson Sánchez Reyes, de 35 años, fue encontrado con un disparo en la cabeza. Sánchez Reyes residía en el distrito municipal Pedro Brand.

El médico legista actuante en el caso certificó que el capitán Sánchez Reyes falleció a causa de una herida de bala en la región parietal derecha, con orificio de salida en la región temporal izquierda.

El oficial fue hallado muerto dentro de su jeepeta Honda CRV, placa G0669641, en una de las cabañas ubicada en la Avenida Los Beisbolistas de Manoguayabo.

La señora que acompañaba al militar, cuyo nombre no fue revelado, dijo a los investigadores que ella mantenía una relación amorosa con éste desde que tenía 11 años, y que ayer acordaron departir por lo que se dirigieron a Manoguayabo.

Relató que estando en la cabaña el oficial del Ejército padeció de impotencia sexual, de manera que estaba preocupado y le manifestó que estaba depresivo debido a que su suegra, quien no identificó, supuestamente le había echado una brujería para que no pudiera tener relaciones sexuales con nadie.

Agregó que Sánchez Reyes le manifestó que se iba a quitar la vida porque sentía que ya no podía complacerla a ella y a ninguna otra mujer, por lo que ella se fue al baño y él se metió dentro de su vehículo.

Manifestó que poco después oyó la detonación y cuando fue al vehículo lo halló sentado en el asiento del conductor con una herida de bala en la cabeza, por lo que pidió ayuda.

Dentro del vehículo del militar la Policía levantó su arma de reglamento, su cartera con documentos personales, RD$500.00 en efectivo; dos teléfonos celulares del occiso y uno de la señora que lo acompañaba.

El cadáver fue enviado al Instituto Nacional de Patología Forense para fines de necropsia mandatorios.

Compartir